Algunos términos que debe conocer un pequeño empresario

Todos los emprendedores aspiramos a tener un negocio propio, e internet nos proporciona un amplio campo de acción para lograrlo. Sin embargo, hay algunos términos que resultan confusos o desconocidos, y es conveniente aclararlos para saber exactamente qué queremos y qué es lo que más nos conviene.

¿Tienda virtual o marketplace? Esta es una de las primeras preguntas que se nos planteas. Ahora veremos cuál es la diferencia.

La tienda virtual es una tienda que es administrada por nosotros mismos, con su propio nombre de dominio (mitiendita.com o mitiendita.mx), y en donde nosotros nos encargamos de actualizar el catálogo de productos, gestionar los pedidos, cobros y entrega. Esta opción es generalmente elegida por negocios consolidados que entran al mundo digital y pequeñas empresas que pueden promocionar sus productos y servicios.

El marketplace es una plataforma que funciona como intermediario entre clientes y vendedores. Existen marketplaces empresariales, como alibaba.com, o en México, Quinmet.com. También existen marketplaces en los que los empresarios venden al consumidor final, como podría ser Aliexpress.com. Sin embargo, el marketplace más popular y donde muchos emprendedores hacen sus pinitos, es donde hay un contacto entre individuos, persona a persona. En México las plataformas más populares de este tipo son mercadolibre.com.mx y segundamano.mx. En estar plataformas una persona anuncia un producto, nuevo o usado, y otra persona interesada en el, lo contacta, hace preguntas, y si están de acuerdo, cierran el negocio. Una vez hecha la venta, la plataforma cobra una comisión sobre la venta.

¿Intermediario o gateway de pagos? Ambos métodos permiten a un vendedor obtener el precio por sus productos y ofrecen a sus compradores una forma segura de hacer sus pagos, ya sea mediante depósito bancario, transferencia o pago en tiendas o farmacias. Pero cada uno tienen características diferentes.

Un intermediario, se encarga de recibir pagos de los compradores quienes reciben comprobante del intermediario que factura a nuestro nombre. Para poder pagar, el cliente debe tener una cuenta en la plataforma, y pagar con su dinero acumulado o con cargo a su tarjeta de crédito o débito. Una vez recibido el pago, el intermediario puede retenerlo por determinado periodo de seguridad, después del cual, se puede disponer a través de su plataforma para realizar compras, o bien, transferirse a nuestra cuenta bancaria asociada, lo que puede tardar de 2 a 6 días, dependiendo de la plataforma. La más común de éstas plataformas a nivel mundial, es sin lugar a dudas Paypal.

Un gateway de pagos, es un sistema de pagos electrónico, en el cual el cliente paga mediante su tarjeta de crédito o débito, depósito bancario o pago en establecimientos autorizados, recibe una factura emitida por nuestro negocio y el dinero pasa de inmediato a nuestra cuenta del sistema de pagos. Uno de los servicios de gateway de pagos que más se está generalizando en México, es Openpay. Este sistema permite recibir pagos, emitir facturas con el nombre de nuestro negocio y el dinero pasa de inmediato a la cuenta de Openpay. Cada semana hace una transferencia automática del monto que se halle en la cuenta, o si se prefiere, se puede hacer una transferencia manual, cualquier día, y que llegará al día hábil siguiente.

Ambas formas de pago cobran una comisión por sus servicios. Por lo general las comisiones de un gateway de pagos son menores que las de un intermediario y la disponibilidad del dinero es mucho más rápida. Además, ambas formas de pago utilizan sistemas de seguridad tanto para vendedores como para los clientes, especialmente para garantizar la protección de sus datos bancarios.